martes, 3 de enero de 2017

La doctora Cole, de Noah Gordon

Tras el gran éxito de "Como Agua para Chocolate", tuvimos un pequeño bache con "La Doctora Cole".
La novela no alcanzó nuestras espectativas, sobre todo la de aquéllos que se habían leído otras novelas de su autor, Noah Gordon: "El médico" y "El chamán", supuestamente las dos ateriores de la trilogía. Digo "supuestamente" porque se pueden leer de manera independiente, aunque las tres cuenten la historia en distintos momentos históricos de varios miembros de una familia de médicos.

En la novela que nos ocupa, la protagonista, la Dr. Cole es una médica competente y comprometida de una gran ciudad americana en nuestra época, que tras una ruptura matrimonial y un fuerte desengaño profesional decide abandonar su puesto y trasladarse a un pequeño pueblo de las montañas.

Allí practica otro tipo de Medicina, más apegada al día a día y los problemas de la gente, y menos trabada por la burocracia y la competencia profesional.
Este inicio prometedor queda ensombrecido por la incapacidad del autor de profundizar en ninguno de los temas que plantea, y una especie de indefinición en las tramas, y en la misma superficialidad en la descripción de los personajes, a los que apenas conocemos.
Ni siquiera a su protagonista, que tiende la mujer perfecta de una manera algo irritante, sin que terminemos de comprender sus posibles contradicciones, dudas ni temores, eso sí, un genio en su trabajo, gran vecina de sus vecinos, y con tiempo para atender al huerto y tocar un instrumento.
Así pues, por lo menos coincidimos en que "se había leído bien", consuelo que buscamos para justificar el tiempo que le hemos dedicado... no se puede ganar siempre...


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Añade tu comentario